El año nuevo trae novedades en el Permiso de paternidad

father-and-baby

Una de las primeras medidas que se han tomado por el actual gobierno tiene mucho que ver con la protección de la maternidad y la conciliación de la vida familiar y laboral.

Quizá no sea suficiente, pero lo que es seguro es que supone un primer paso para favorecer esa conciliación de la vida familiar y laboral, tan necesaria y hasta no hace mucho, tan olvidada.

Aunque esta medida debía haber entrado en vigor en 2011…

El permiso hasta ahora

Desde 2009 el permiso de paternidad tenía una duración de dos semanas.

Dos días por nacimiento del hijo, que debían ser disfrutados inmediatamente ocurría nacimiento.

Un permiso de paternidad de trece días ininterrumpidos de duración, ampliable en caso de parto múltiple en dos días más por cada hijo o hija a partir del segundo. Para disfrutar mientras la madre disfrute de su permiso de maternidad o inmediatamente después.

Según el BOE núm. 242, de 07/10/2009: Se establece que «se trata de un derecho individual y exclusivo del padre, que se reconoce tanto en los supuestos de paternidad biológica como en los de adopción y acogimiento».

Aunque este permiso podía ser de 20 días en los supuestos de que:

  • Se trate de una familia numerosa
  • Con ese nacimiento se llegue a familia numerosa
  • En la familia exista una persona con discapacidad mayor o igual al 33%
  • El Recién Nacido tenga una discapacidad mayor o igual al 33%

El permiso a partir del 1 de enero de 2017

El permiso por paternidad pasa de dos a cuatro semanas:

En los supuestos de nacimiento de hijo, adopción o acogimiento, el trabajador tendrá derecho a la suspensión del contrato durante cuatro semanas ininterrumpidas, ampliables en el supuesto de parto, adopción o acogimiento múltiples en dos días más por cada hijo o hija a partir del segundo.

La ley especifica: “La suspensión del contrato a que se refiere este artículo podrá disfrutarse en régimen de jornada completa o en régimen de jornada parcial de un mínimo del 50 por ciento, previo acuerdo entre el empresario y el trabajador, y conforme se determine reglamentariamente”.

E insiste: “El trabajador deberá comunicar al empresario, con la debida antelación, el ejercicio de este derecho en los términos establecidos, en su caso, en los convenios colectivos”.

El padre tiene la opción de disfrutar del permiso por paternidad inmediatamente termine su permiso por nacimiento del hijo (dos días a partir de que suceda el nacimiento) o hacerlo mientras la madre disfrute su permiso por maternidad o inmediatamente después.

happy-family-2

El futuro

La idea es implantar progresivamente un aumento en las semanas de permiso por paternidad, hasta que en 2018 queden equiparados los permisos por maternidad y por paternidad. Quedando ambos en 16 semanas.

Personalmente, yo veo esta medida cono el reconocimiento de que el padre es una figura fundamental y muy necesario para la crianza. Esas primeras semanas es fundamental que tanto la madre como el padre puedan permanecer en casa, para ayudarse, apoyarse, conocerse y crear el vínculo entre los tres.

Aunque,de momento, si vuestro bebé nace antes del día 1 de enero de 2017, se aplica la anterior disposición y solo podréis disfrutar de dos semanas de permiso por paternidad.


Categorías

Consejos, Familia

Nati Garcia

Soy matrona, madre y desde hace un tiempo escribo un blog. Me preocupan mucho todo lo relacionado con la maternidad, la crianza y el crecimiento... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *