Placas en la garganta, qué son y cómo curarlas

Placas en la garganta

Las placas en la garganta se forman de pus y pueden estar causadas por varios motivos. Cuando se trata de una infección bacteriana, es necesario tratarlas con antibióticos, pero en otros casos se pueden mejorar con remedios naturales. Sin embargo, es esencial acudir a la consulta del pediatra para que pueda valorar la situación, ya que se trata de algo bastante doloroso y molesto, especialmente para los niños.

Estos son los más propensos a coger infecciones, y las placas, son de lo más habitual en los niños. Para saber si las placas son causadas por una infección, debes observar los síntomas, porque si hay fiebre es una clara señal de que es necesario el antibiótico. No obstante, a continuación te contamos algunos trucos y consejos para saber si los niños tienen placas, y qué hacer en ese caso.

Qué son las placas en la garganta

Fiebre por placas en la garganta

En la garganta se encuentran las amígdalas, que son los ganglios linfáticos de la garganta. Su misión es la de ayudar al cuerpo a eliminar las bacterias y otros microorganismos que amenazan la salud del organismo. Pero en ocasiones, se pueden producir trastornos como la inflamación de estos ganglios, lo que se conoce como amigdalitis. Y otras ocasiones, se pueden infectar con esas bacterias que producen fiebre y otros síntomas característicos.

Cuando esto ocurre, en las amígdalas aparecen puntos de pus producidos por la infección, aunque también pueden aparecer esas manchas blancas en otras zonas de la garganta. Las causas pueden ser variadas, por hongos, virus y bacterias que se encuentran en la mucosidad de la zona. Con la infección, aparecen síntomas como el dolor físico, el malestar general, la dificultad para tragar y lo más importante, la fiebre.

Todos los síntomas de las placas en la garganta son molestos para los niños, pero si tienen fiebre, es esencial acudir al pediatra rápidamente para que puedan comenzar con el tratamiento lo antes posible. Ya que en este caso, la única solución es el tratamiento con antibióticos y eso debe ser siempre bajo prescripción médica. Además, puedes optar por otros remedios naturales con los que pelear contra la infección y el dolor de las placas en la garganta.

Remedios caseros para el dolor de garganta

Dolor por placas en la garganta

Lo mejor como siempre es prevenir antes de curar, porque los niños son fuente de todo tipo de contagios. Por ello, con la llegada del nuevo curso escolar y la temporada de frío, es esencial comenzar a fortalecer sus defensas. Y eso no se hace de otra forma que con la alimentación. Que los niños coman de todo es esencial, porque en los alimentos se encuentran las vitaminas, minerales y antioxidantes que necesitan para tener su organismo fuerte y sano.

Además, existen alimentos que contienen grandes propiedades medicinales y es por ello que se recomienda el consumo de forma generalizada. Para mejorar las defensas de los pequeños, puedes preparar en casa un jarabe natural lleno de propiedades y beneficios para la salud. Y no solo de los niños, de toda la familia. Toma nota de este preparado que no te puede faltar en casa en esta próxima temporada escolar.

Jarabe natural de jengibre

Los ingredientes de este jarabe natural son potencialmente medicinales, por ello, al juntarlos formamos un potente protector frente a infecciones y todo tipo de resfriados. Para prepararlo, necesitarás una raíz de jengibre, un bote de miel de abejas y dos limones. Primero tienes que lavar bien la piel de los limones y cortar uno de ellos en rodajas finas. Después tendrás que pelar la raíz de jengibre con cuidado y cortar en láminas muy finas.

Para conservar este jarabe natural de jengibre, vas a necesitar un tarro de cristal con tapadera. En él, tienes que poner el bote entero de la miel, añadir las láminas de jengibre, las rodajas que cortaste de limón y por último, el zumo del otro limón. Deja que todos los ingredientes suelten sus jugos durante un par de días antes de consumir. Y después, podrás usarlo como protector, dándoles a los niños una cucharada por las mañana y cuando tengan placas, les ayudará a reducir las molestias y a eliminar mucho antes la infección.



Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.