Por qué mi hijo adolescente no tiene amigos

Por qué mi hijo adolescente no tiene amigos

La adolescencia es una bonita etapa dónde los niños comienzan a forjar su autoestima. Es un periodo dónde su desarrollo afectivo comienza a tomar esencia y tienen que gestionar multitud de sensaciones. Los padres atendemos con gran supervisión su comportamiento y en algunos casos observamos que nuestro hijo adolescente no tiene amigos.

Comúnmente creemos que los adolescentes necesitan estar rodeados constantemente de amigos de su misma edad. Llevan una alta actividad social y aunque la vida ha cambiado mucho son muchos los medios que hacen que incluso su actividad no se interrumpe ni con la distancia.

¿Por qué mi hijo adolescente no tiene amigos?

Los motivos por los que un adolescente no tiene amigos o le cuesta consolidar relaciones con personas puede llegar a ser muy variado.  Esta situación la pueden visualizar los padres con pasividad o nerviosismo y puede hacer  que se multiplique mucho más este comportamiento.

La realidad puede llegar a hacernos pensar en lo peor y creer que existen problemas muchos más graves de los que son y por lo que puede estar pasando nuestro hijo. Para ello hemos hecho una selección de todos los contratiempos que pueden afectarlo y si son realmente serios para su salud mental.

Por qué mi hijo adolescente no tiene amigos

Hay adolescentes que se vuelven exageradamente cómodos y no les guste salir de casa. Todo tipo de comodidades que se les ha prestado desde pequeños en casa hacen que se manejen con la misma situación cuando se hacen mayores. Estos chicos no pretenden esforzarse por nada ni por nadie, siempre han tenido demasiada protección. Por lo tanto congeniar con otras amistades les va a costar, por lo difícil que se puede llegar a presentarse esa situación.

Los cambios físicos por los que tienen que pasar a su edad hacen que muchos adolescentes adquieran complejos. El acné juvenil, su pelo, el cambio de su cuerpo…son algunos de los pretextos para poder acomplejar a un adolescente y se retraiga en quedar con sus amistades.

La timidez es otro de los contratiempos que pueden incurrir en no querer socializarse. Es sinónimo de introversión, dónde los jóvenes concentran todo su mundo en su interior y por lo tanto no necesitan a nadie para compartir su vida. Muchos chicos introvertidos se refugian en el mundo solitario de los videojuegos, dónde todavía hacen que se vuelvan mucho más solitarios.

Comprende y ayuda a tu hijo adolescente

Comprender lo que ocurre es la primera conquista que han de averiguar los padres. Hay que averiguar si necesita un refuerzo de la autoestima y para ello debemos de resaltar sus fortalezas. Invita a que descubran por sí mismos formas y cosas diferentes de su vida cotidiana, tienen que formar parte de la destreza de equivocarse y descubrir cuáles son los valores personales de los que tienen que participar con sus amistades.

Podemos incentivar sus actividades animándolos a cooperar en actividades sociales, con clases grupales, deportes en equipo… siempre que esté en acorde con sus gustos personales, para que pueda sentirse cómodo e integrado.

Por qué mi hijo adolescente no tiene amigos

Si tu hijo adolescente avanza con poder socializarse, siempre hay que reforzar su avance. No es conveniente comparar su comportamiento con el de otros compañeros o amistades. Tampoco hacer una observación discriminada de cómo éramos los padres en su vida social y cómo confrontamos con nosotros su comportamiento más inusual. Si nos mostramos positivos y les animamos con sus avances se denotará a la larga una actitud mucho más positiva con el resto de sus amistades.

No obstante, si observamos que nuestro hijo no hace más que poner barreras cuando le intentamos ayudar o se siente muy susceptible respecto a nuestra ayuda, puede que necesitemos acudir a un profesional para que pueda ayudarnos. De esta forma se podrá trabajar el por qué de su soledad y encontrar apoyo sobre cómo tenemos que responder ante tal problema. No hay que olvidar que lo importante es trabajar los miedos, ansiedad social, las inseguridades y desarrollar sus habilidades sociales.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.