Por qué un pequeño explorador, ¡lo quiere escalar todo!

bebe sonriente explorador

Si tienes un pequeño explorador que escala todo, no querrá que le ayudes en nada y solo querrá mostrar cómo es capaz de subir y bajar cualquier espacio… Pero necesita que le protejas para evitar que se haga daño. Aunque la primera vez que tu pequeño explorador trepa el sofá puede parecer adorable, en realidad puede ser peligroso, sobre todo por si se cae y se da un golpe. La sensación de felicidad puede desaparecer mientras observas a tu pequeño tratando de escalar cada mueble o estructura vertical en su camino.

La escalada es una etapa importante en el desarrollo de las habilidades motoras gruesas , pero puede ser un comportamiento difícil de manejar para los padres. Por lo menos, puede parecer inapropiado y un poco irritante. La mayor preocupación para la mayoría de los padres es la seguridad.

Tu hijo se va a caer y si no tienes cuidado podría sufrir lesiones graves. Es posible que para evitar ese daño quieras poner fin a la escalada, pero es necesario que tu hijo lo realice para su desarrollo… lo mejor que puedes hacer es aprender qué motiva a tu hijo a escalar y buscar formas de redirigir ese impulso para evitar las lesiones.

Por qué los pequeños exploradores escalan

Suben porque pueden (o al menos pueden intentarlo). Los niños comienzan a ganar mayor control sobre los movimientos de su cuerpo alrededor de los 18 meses. Se dan cuenta de que pueden lanzar una pelota, correr rápidamente por el parque y levantarse sobre los muebles. Al principio, es inocente: tu niño solo quiere sentarse en el sofá como mami y papi.

bebe explorador que comienza a caminar

Sin embargo, una vez que encuentre el poder en su cuerpo, es posible que tu hijo quiera explorar los límites como lo hace con todo lo demás. Para algunos niños, los golpes son inevitables y el temor comprensible de esos lugares altos son suficientes para evitar que lo hagan. Es probable que estos niños se desanimen fácilmente de la escalada con algunos recordatorios firmes y demostraciones de que las sillas son para sentarse y los estantes para libros y no para subirse en ellas.

También hay otros niños que no se detendrán por mucho que les recuerden que no deben hacerlo. Estos pequeños de dos años, escalar es demasiado emocionante como para renunciar a eso. Quieren flexionar sus músculos y satisfacer su curiosidad sobre lo que hay en el estante superior. Los niños pequeños con hermanos mayores pueden ser escaladores aún más decididos porque están tratando de imitar a los niños a su alrededor.

¿Cómo detener a un explorador sin limitarle demasiado?

Aparte de eliminar de tu hogar todos los objetos verticales, así como los objetos que podrían apilarse verticalmente, realmente no puedes detener a un escalador. Y realmente, no quieres (al menos no a largo plazo). La escalada es una forma excelente para que los niños pequeños desarrollen fuerza, flexibilidad y equilibrio. También es una forma de que los niños pequeños aprendan sobre su entorno y ganen confianza.

Por supuesto, incluso si relajas la regla de no escalar en tu propia casa, hay lugares y momentos en los que no se puede permitir la escalada. En este caso, puedes intentar aplicar técnicas de disciplina efectivas para detener el comportamiento específico, pero trata de evitar que parezca que toda escalada está prohibida. Si tu reacción a cualquiera y toda la escalada es dramática y ruidosa, podría caer accidentalmente en una de las peores trampas del comportamiento de los niños pequeños: convertir lo que está prohibido en un juego divertido que atrae la atención de mamá.

bebe que quiere caminar

Canalizando la energía y el interés de tu hijo en otro lugar

Si bien algunos niños parecen ser “escaladores” por naturaleza, no significa que tu hijo solo será feliz cuando esté escalando estructuras altas (y no tan altas). En el corazón del deseo de escalar está el deseo básico de mantenerse activo. Es posible que puedas evitar la preocupación y el caos que conlleva la escalada si puedes satisfacer las ganas de moverse de tu hijo pequeño con actividades que mantienen sus pies en el suelo.

Lo primero que debes hacer es aceptar que los niños pequeños no deben quedarse quietos. Llegar a un acuerdo con este hecho puede ayudarte a ser más paciente cuando te enfrente a un pequeño astuto. A continuación, tendrás que darle a tu hijo tiempo y espacio suficiente para moverse.

Una o dos horas en el parque o en el patio de recreo es excelente, y puede cansar a un niño tan pequeño que querrá dormir una siesta o descansar un rato después, pero una vez que esté despierto otra vez, estará listo para moverse de nuevo. Si intentas mantener a tu hijo confinado o le proporcionas juguetes que son solo de la variedad de “estar tranquilo”, es muy probable que se vuelva en contra y comience a escalar cualquier cosa por su deseo de movimiento constante.

Las madres y los padres que aceptan que sus pequeños tienen la necesidad de correr, saltar e incluso escalar podrían tener un poco de control sobre la situación al configurar espacios de juego seguros para escalar. Encuentra un lugar dentro o fuera de casa donde puedas darle a tu hijo algo de libertad para explorar de manera independiente y llenar esa área con juguetes que animen a los niños pequeños a estar activos , así como almohadas, cojines del sofá y materiales blandos que los niños pueden apilar y subir.

nena que comienza a caminar

Tener un compañero de juegos cerca también puede distraer a su hijo de la escalada. incluso si los dos solo están en la etapa de juego paralelo, un amigo puede eliminar la necesidad de que algunos escaladores encuentren algo más emocionante que hacer.

Si tu hijo pequeño quiere escalarlo todo, recuerda que eso no es malo en absoluto, solo tienes que cerciorarte de que pueda satisfacer sus ansias exploradoras…  ¡Pero con precaución de que lo haga sin peligro! Tu pequeño así, podrá desarrollarse tanto física como emocionalmente de la mejor manera, y además, tendrá su mejor maestro para conseguirlo… ¡tú! 


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.