Analizamos el embarazo: puntos positivos y no tan positivos

Puntos positivos y no tan positivos del embarazoCada embarazo es un mundo y cada mujer se lo puede tomar de forma muy diferente. A pesar de ello, existen numerosos puntos positivos y no tan positivos sobre el embarazo. ¡Vamos a conocerlos!

Los puntos positivos

  • La alegría que sientes cuando llevas tiempo buscando un embarazo y ves el test positivo es difícil de superar.
  • Saber que estás esperando un bebé te da energías y ganas de vivir extras.
  • Sentir sus movimientos cuando nadie más es capaz de darse cuenta es una sensación impresionante.
  • Por mucho que intentes comunicar a otra persona que el bebé se está moviendo o intentéis adivinar qué parte de su cuerpo es esa que hace bulto en tu barriga, nunca será lo mismo. Esa sensación es única y exclusivamente tuya.
  • Durante 9 meses estarás bien acompañada vayas donde vayas.
  • A partir del cuarto mes aproximadamente el cabello se pone precioso, abundante, brillante y suave.
  • La piel recupera su luminosidad natural, si te cuidas bien incluso no te saldrán manchas.
  • Ya no tendrás que meter tripa después de comer.
  • Todo el mundo te mimará.
  • Si te pasas comiendo nadie te dirá nada, tienes la excusa de poder comer por dos (aunque no sea cierto).
  • Puedes sacarle partido a tus antojos, cualquier cosa que quieras saldrán corriendo a buscártelo.
  • Si tienes sueño, descansa. Tienes excusa para dormir todo cuanto quieras.
  • A pesar de la barrigota te verás guapísima durante el embarazo. Después del embarazo no te preocupes, con paciencia y cuidándote todo vuelve a su sitio.
  • El parto no es tan horrible como lo pintan siempre, todo depende de cada una…
  • Tus pechos aumentan entre una y dos tallas más ¡tu sueño hecho realidad!.

Los puntos no tan positivos

  • El miedo a los desconocido puede hacer que caigas en la famosa depresión post-parto.
  • Las náuseas, vómitos, etc del primer trimestre. Aunque hay buenas noticias, tu médico podrá recetarte medicamentos que las eliminará. Además, las náuseas desaparecen comiendo cada poco tiempo.
  • Puede que retengas líquidos y estés un poco hinchadita.
  • Debes estar al tanto de las estrías.
  • El instinto maternal no aparece nada más nacer tu bebé.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *