¿Qué es el parto inducido?

 

Lo más importante para una mamá y los médicos es que el bebé venga al mundo de manera natural, sin embargo, en ocasiones es necesario dar un pequeño empujón a la mamá y al feto a la hora de dar a luz puesto que sino supondría un riesgo para alguno de ellos, incluso para ambos.

Este tipo de parto denominado inducido es llevado a cabo por una serie de riesgos, tales como la hipertensión, la diabetes, infecciones uterinas, enfermedad del propio feto o periodo de 42 semanas de gestación completa.

Este parto inducido hace que se le preste a la mamá y al recién nacido una asistencia médica necesaria y rápida para evitar sufrir patologías cardiacas o pulmonares, malformaciones que requieran intervención quirúrgica de emergencia, etc.

Este parto inducido se debe realizar cuando:

  • Rotura prematura de membranas – En determinadas ocasiones se rompe la bolsa de agua pero sin ningún tipo de contracción, por lo que el tocólogo ingresa a la embarazada para mantenerla en observación un máximo de 24 horas, controlando al feto en todo momento monotorizando a la mamá. Si pasado este tiempo no aparecen las contracciones se procederá a provocar el parto.
  • El periodo de gestación llega a su término y no tiene síntomas de dar a luz – Cuando la mamá tiene un tiempo de 41 semanas y 3 días se le induce directamente para provocarle el parto.
  • Meconio en el líquido amniótico – Esto se produce cuando el bebé ha defecado en el interior de la placenta, eso significa que todo no anda bien.
  • Crecimiento intrauterino retardado – Cuando el bebé deja de crecer a un ritmo normal.

Riesgos del parto inducido

Al ser un proceso más largo que los partos normales, la mamá se siente mucho más cansada pudiéndose dar el caso de tener fiebre y un exceso de contracciones y deshidratación, además, del consiguiente riesgo de la utilización del instrumental (infecciones, hemorragias, dolor, etc).

Por otra parte, el bebé se siente presionado por salir por lo que su bienestar se reduce en estos momentos de salir al mundo. Es por esta razón, que se procede mucho más a las cesáreas para este tipo de parto.


Categorías

Consejos, Embarazo
Etiquetas ,

Me llamo Ale y soy Educadora Infantil. Estoy empezando recientemente en el mundillo de los blogger y me parece muy interesante. No soy madre aún, aunque en un futuro me gustaría serlo ya que me encanta los niños. Además me apasiona el mundo de la cocina, las manualidades y el dibujo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.