Senderismo con niños, una actividad saludable y divertida

senderismo en familia

Estar en contacto con la naturaleza es una actividad muy beneficiosa, tanto para el cuerpo como para la mente. Salir a entornos naturales, es de vital importancia, especialmente para los niños, ya que, además de ayudar a sentirse conectados con la naturaleza, les permite correr, jugar, ensuciarse, explorar, aprender y sentirse libres.

Si además de salir al campo, quieres que tu hijo haga algo de ejercicio, a la vez que disfruta y aprende, el senderismo es la actividad ideal. Aprovechar fines de semana o vacaciones para salir a caminar por un entorno natural, aporta multitud de beneficios tanto para tus hijos como para ti. El senderismo,además de manteneros en forma, ayuda a desconectar del día a a día, sorprenderá a tus hijos por ser un entorno diferente al habitual y hará que volváis a casa como nuevos.

Beneficios del senderismo para los niños

senderismo con niños

A nivel físico

  • Combate la obesidad y el sedentarismo ayudando a mantener a tus hijos apartados de televisores y pantallas en general.
  • Mejora la circulación, limpia los pulmones y ayuda a mantener un sistema cardiovascular sano.
  • Aumenta la resistencia física, tanto a nivel cardiovascular como muscular.
  • Ayuda a mejorar el equilibrio y la motricidad. Al caminar por terrenos sin asfaltar, con obstáculos naturales, los niños aprenden a sortearlos mejorando sus capacidades psicomotoras.
  • Refuerza el sistema inmunitario. El aire puro, el ejercicio, el contacto con la tierra, el agua y animales, favorece la resistencia a microorganismos patógenos.

A nivel psico-emocional

  • La práctica del senderismo disminuye el estrés, mejora el estado de ánimo y aumenta la sensación de relajación y bienestar. 
  • Favorece el desarrollo de la autoestima y la autonomía. En el campo se favorece el juego en un entorno libre, con menos normas pudiendo el niños trepar a un árbol, mancharse o cruzar un arroyo. Además, el encontrarse con pequeños obstáculos favorece la toma de decisiones de forma natural.
  • Estimula la creatividad y la imaginación al ofrecer infinitas opciones de juego y aprendizaje libre.

A nivel de relaciones socio-afectivas

  • Refuerza valores como la cooperación y la amistad. Las tareas como llevar la comida o el agua pueden repartirse. Además si vais con otros niños, podrán ayudarse entre ellos a superar los obstáculos o apoyarse cuando están cansados.
  • Se pasa más tiempo en familia, en un entorno que favorece la complicidad y el espíritu aventurero.
  • Fomenta el respeto y el amor por la naturaleza. Con nuestro ejemplo, los niños aprenden a valorarla y a ser más conscientes de la importancia de su conservación.
  • Favorece el aprendizaje de manera lúdica y divertida. Al ir caminando podemos ir aprendiendo los nombres de las plantas y animales que encontremos por el camino.

Consejos básicos para disfrutar del senderismo con tus hijos

beneficios del senderismo para los niños

El senderismo no tiene edad. Cualquiera puede practicarlo, solo necesitas adaptarlo a las necesidades y condiciones físicas de tus hijos. Por lo tanto, cambia el chip e intenta ver la actividad con ojos de niño para poder inculcar en tus hijos la pasión por esta enriquecedora actividad.

  • Preparad la excursión juntos. Habla con tus hijos sobre el lugar que vais a visitar, buscad información, itinerarios, consultad el tiempo y preparad en familia todo lo necesario para que sea un día inolvidable.
  • Lleva comida y bebida suficiente para pasar el día. Procura incluir alimentos como frutas desecadas o frutos secos que pesan poco y aportan mucha energía.
  • Prepara un pequeño botiquín con todo lo necesario para curar alguna rozadura o rasguño.
  • Dales a los niños responsabilidades. A partir de los 3 ó 4 años, los niños pueden llevar su propia mochila, adaptando el peso a su edad. Además hacerles partícipes de las decisiones sobre cuándo descansar, que itinerario seguir, ser los encargados del mapa o de buscar señalizaciones de los senderos, les ayudará a sentir la actividad como algo en lo que realmente participan.

senderismo niños exploradores

  • No hay prisa, respeta sus ritmos. No es necesario batir ningún récord, ni llegar a un lugar concreto. Lo importante es disfrutar del día y del entorno. Es normal que los niños se paren a observar movidos por la curiosidad. Si están cansados podéis hacer alguna parada para descansar, beber agua o tomar un tentempié.
  • Permite que se sientan libres. Mientras juegan, exploran y se manchan, los niños están aprendiendo cosas que solo la naturaleza puede enseñarles.
  • Infórmate previamente sobre el itinerario y sobre lo que puedes encontrar en él para poder enseñar a tus hijos y  responder a sus preguntas.
  • Ten en cuenta la ropa. Infórmate sobre el tiempo que va a hacer para llevar la ropa y el calzado adecuados a la climatología. Lleva algo de repuesto para poder cambiarse si se mojan.
  • Utiliza protección solar, incluso en invierno.
  • No te olvides de la cámara de fotos y de los prismáticos para poder observar e inmortalizar todo aquello que os llame la atención.
  • Recuerda que muchas especies están protegidas. No arranques plantas ni molestes a los animales. Procura dejar el lugar igual o mejor que cuando llegaste.

Ahora que ya conoces los beneficios y algunas ideas  para practicar senderismo con tus hijos, no hay excusa. Aprovecha el fin de semana para calzaros las botas y salir a disfrutar de la naturaleza en familia.

¡Felices excursiones!


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.