¿Será posible que los bebeés se depriman?

Sí es posible y es una triste realidad.

Expertos reunidos en un evento sobre experiencias de estimulación precoz, realizado en España, alertaron sobre la deteccion de depresiones en bebes de 0 a 3 años de edad.

Las expresiones tristes, retraso en el lenguaje o quejas somaticas son algunos de los signos de alarma de esta patologia, que en niños tan pequenos es dificil de detectar por sus dificultades de comunicación.

La estimulación precoz infantil es una de las principales armas de tratamiento pues permite la subsanacion de los problemas de estos ninos desde una edad muy temprana y que es un importante avance social. Esta estimulacion no solo sirve para tratar la depresion sino otros problemas como el sindrome de Down, el retraso psicomotor y el autismo.

Esta terapia permite que las neuronas se enriquezcan y se acelere el progreso personal. Si bien esta terapia no cura, si tiene un importante valor social, pues impide que los retrasos, tanto fisicos como psicologicos de los niños se estanquen, facilitando ademas su integración social.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *