Trucos para que el bebé duerma bien.

Bebé durmiendo

El sueño de un bebé es muy importante sobre todo si es un recién nacido y para los padres es un trabajo que en la mayoría de los casos se puede convertir en un sin vivir. Todos quieren que sus hijos tengan un buen descanso de pequeños por que ello  favorece a su desarrollo.

Para todos aquellos que estáis en un momento delicado para que vuestro hijo concilie el sueño os vamos a dar algunos trucos para que el bebé duerma bien por las noches. Es importante que desde pequeño se les enseñe ciertos hábitos del sueño para que se acostumbren a ello. 

Cuando el bebé esta dentro de los tres o cuatro meses debéis saber que en esa edad no se acostumbran a estar en brazos por lo tanto es un buen remedio mecerlos suavemente cuando se despiertan por las noches, pero nunca para dormirle ya que se puede acostumbrar a ello. Cuando acostumbramos a los niños a dormir cogidos de la mano, en brazos o con la luz encendida es probable que cuando se despierten por la noche reclamen eso con lo que se han quedado dormidos.

Bebé durmiendo 2

Si le cuesta dormir por las noches tenemos que evitar que duerman mas de 3 horas de siesta durante el día para que no pierda esas horas de sueño por la noche.  Si se despiertan no hay que darles ningún tipo de motivación para que sigan despiertos como son los juegos por muy despierto que esté, lo que hay que hacer es acostarlo de nuevo o cogerlo en brazos poniéndolo sobre el regazo de la madre o el padre ya que el latido del corazón les calmará.

Para evitar que se destapen por la noche y cojan frío cuando se despierten ya que no vamos a estar yendo a verlo en todo momento existen una mantas en forma de saco que les deja los brazos fuera y les permite el movimiento pero sin que se destapen del todo.


2 comentarios

  1.   Susana dijo

    Con todos mis respetos, estos “trucos” los firma algún psicólogo, algún pediatra, alguna persona documentada que pueda citar las fuentes de la información?

    No he leído nada sobre la importancia de la lactancia materna para conciliar el sueño o sobre el colecho. Tampoco he leído sobre cómo es el suelo de los bebés, que es normal que se despierten varias veces, ni nada sobre el síndrome de “alfileres en la cuna” (en cuanto los dejamos, lloran) o sobre que sí el bebé no huele, oye o ve a su madre, cree que no existe y por eso necesitan estar cerca de los padres.

    Creo que este tipo de consejos sin base científica ninguna confunde a los padres que, bienintencionados, los siguen creyendo que hacen lo mejor para sus hijos. Y lo que es peor, perjudican a los bebés, ya que no se atienden sus necesidades reales.

    Recomiendo leer “Dormir sin lágrimas” de Rosa Jové, “Bésame mucho” del pediatra Carlos González y esta web http://suenoinfantil.net/

    Un saludo

    1.    Isabel Gª de Quirós dijo

      Hola Susana perdona la tardanza. Verás, la documentación que he dado sobre este artículo es fíable y esta sacada de varias fuentes de información las cuales debida a su diversidad no me es posible ponerlas todas, son consejos de los se puede estar más o menos de acuerdo. No contiene toda la iformación sobre el tema puesto que no es el único artículo sobre el descanso que voy a nombrar. Aun así en el próximo artículo citaré algunos estudios y libros donde os podreis documentar más a fondo sobre este y otros temas.
      Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *