Trucos para quitar el pañal

Trucos para quitar el pañal

Quitar el pañal no siempre es fácil, o al menos, no lo es para la mayoría de los niños. Especialmente para los padres primerizos puede resultar complejo, ya que al no haber referencias nunca se tiene claro cuándo es buen momento. Lo primer de todo es identificar si el niño está preparado, porque no se trata de edad, sino de una cuestión madurativa. Y para ello, cada niño necesita un tiempo diferente.

La edad madurativa no siempre acompaña a la edad y real y por ello hay que valorar siempre otras cuestiones antes de decidir si es momento de quitar el pañal. Generalmente se suele empezar cuando los niños tienen 2 años, porque el actual sistema educativa lo marca así. Los niños deben entrar al colegio controlando los esfínteres, algo que sin duda, en algún momento debería cambiar.

Quitar el pañal

Respetar las necesidades de los niños es esencial y en muchas ocasiones se les fuerza a hacer cosas para las que no están preparados. No los compares con otros niños, no tengas en cuenta si otros de su edad ya van al baño solos o si consiguen otros hitos del desarrollo antes que tu hijo. Todos lo consiguen, pero cada uno a su ritmo y quizá, de una forma diferente. Lo que puedes hacer es ayudar a tu hijo en este proceso, con pequeños consejos y trucos para quitar el pañal como los que encontrarás a continuación.

Provoca su curiosidad

Los niños aprenden por imitación, todo lo que ven en ti les causa curiosidad e intentan hacerlo de la misma manera. Por ello, es muy importante que desde muy pequeños te acompañen al baño, para que se familiaricen con el acto de hacer las necesidades en el aseo. Habla y explica lo que estás haciendo mientras lo haces, así el niño también irá conociendo el vocabulario que acompaña al cuarto de baño.

No esperes que te pida pipí, porque muchos niños tardan más tiempo en hablar y la falta de vocabulario no está reñida con la maduración. Es decir, es posible que el niño esté preparado para controlar los esfínteres y las señales sean claras. Pero si esperas que te lo pida, puedes estar retrasando el momento sin necesidad. Si el niño hace gestos claros, quiere quitarse el pañal, aguanta mucho tiempo sin mojar el pañal, es posible que esté preparado.

Crea una rutina

Solo tienes que preparar el baño y adaptarlo al niño, con un orinal o un adaptador para el váter. Acostúmbrale a ir al baño en momentos específicos, por la mañana al levantarse, por la noche antes de ir a dormir o después de las comidas. Lo normal es que no haga nada, que se extrañe de estar ahí sentado e incluso, es posible que lo rechace. Repítelo cada día y poco a poco comprenderá qué es lo que tiene que hacer, se familiariza con el baño y en algún momento te sorprenderá.

Premia su autonomía

Para los niños es muy importante descubrir si hacen las cosas bien o mal y para ello, no hay más que hacérselo saber en cada momento. Ir al baño es un proceso complejo, que les permite ser más autónomos y que acompaña su madurez. Para que lo consigan es necesario mucha paciencia, constancia y comprensión. Por ello, cada vez que avancen pequeños pasitos deben saber que están logrando grandes avances.

Por muy pequeño que sea el paso, aunque solo consigas que se siente en el baño y no quiera levantarse, debes celebrarlo y hacerle saber al niño que lo está haciendo bien. Se sentirá muy motivado para las próximas veces, sabrá que va por buen camino y poco a poco se irá animando. Por el contrario, no debes reñirle ni enfadarte cuando no colabore o si se hace pis encima.

Recuerda que se trata de un proceso a menudo lento, incluso, muchos niños necesitan varios años para dejar el pañal por completo. Empieza con estos trucos para quitar el pañal y poco a poco tu hijo irá mejorando este aspecto tan importante de su desarrollo.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

bool(true)