Un depredador sexual solo necesita 12 minutos para conseguir imágenes de un menor

Grooming

Contábamos en este post que el grooming es un riesgo en Internet de consecuencias graves e imprevisibles, consistente en el acercamiento a niños y adolescentes por parte de adultos con intención sexual (depredadores sexuales),;quienes son capaces de iniciar un proceso de acercamiento que puede finalizar en sextorsión (o chantaje) para evitar que finalice la relación entre ambas partes.

Hoy he conocido una acción que está desarrollando la delegación mexicana de Save the Children, consistente en presionar al Gobierno para que el grooming sea considerado un delito. Y si me ha dejado preocupada el hecho de que quienes lo promueven no sean considerados delincuentes; los 80 mil casos de grooming contabilizados en el país en los dos últimos años me producen mucha angustia, la verdad. Pero seguid leyendo, porque mi intención no es asustaros, sino que conozcáis los riesgos reales a los que se enfrentan los niños, recordad: “la información es poder”, aunque para ello deberíamos tener una mentalidad abierta y receptiva.

Resulta que en potencia, cualquier menor puede sufrir grooming, aunque los más vulnerables son aquellos que se sientan solos, tristes (ambas características que acompañan a la adolescencia, junto a la frustración que nos contaba Eva); y también los que cuentan con poca atención de padres y familiares. También los adolescentes de 12 / 13 años de edad, supongo que debido a que tienen más autonomía, y adquieren capacidad para realizar acciones sin supervisión de los padres.

Grooming: de la ocultación de identidad a la extorsión

El groomer primero se gana la confianza de los pequeños, estableciendo lazos emocionales, para después convencerle para que envíe imágenes de actos con connotación sexual

El siguiente paso es ejercer chantaje sobre el menor para que siga mandado fotografías; es un ciberacoso en el que una de las partes es una persona adulta, y tiene muchísima capacidad para acercarse a niños y adolescentes. Pueden concurrir el abuso sexual infantil y la pornografía infantil.

Un acosador solo necesita 12 minutos para convencer a un menor a fin de que se quite la ropa, con el objetivo de que se estimule sexualmente frente a la webcam, o de que comparta fotografías, que después irán a parar al mercado negro de la pornografía infantil.

Infografia grooming

¿Qué hacen tus hijos en Internet?

La red es una herramienta muy útil, interesante y beneficiosa que podemos utilizar por motivos diversos. Mal usada entraña riesgos, pero es que un coche, o incluso un instrumento de bricolaje, también son peligrosos si no tenemos cuidado.

En la web de Save the Children México, hay hay un apartado especial para esta campaña que busca considerar el grooming como delito. También se pueden descargar materiales para padres / madres y adolescentes, además de la infografía que veis un poco más arriba. Este es su decálogo para menores:

      Sé tu mismo y no hagas nada que no harías en la vida real.
      Las personas en Internet no siempre son lo que dicen ser.
      No des datos personales / familiares a nadie.
      Vale más la seguridad que la popularidad.
      La web solo se activa ante conocidos; no se envían fotos a extraños.
      Compartir fotos en ropa interior, sin ropa, o en pose erótica, puede ocasionar situaciones incómodas y arriesgadas.
      Es mejor no mantener conversaciones de contenido sexual online.
      Pide ayuda cuando te sientas amenazado.
      No borres conversaciones si eres acosado o amenazado.
      Las opciones de seguridad se configuran en el correo electrónico, redes sociales y dispositivos electrónicos.

    Recuerda siempre que estos temas deben formar parte de la educación y conversaciones familiares y que los niños nunca son muy pequeños para aprender a protegerse en Internet. A veces los padres tenemos terror a que vayan solos por la calle (incluso si sabemos que las tragedias no son habituales) y no nos preocupamos por sus contactos de Internet; pero hay niños que están en casa solos y conectados, que corren más peligros que otros jugando en la plaza cerca de su domicilio.

    Imagen — (la primera) Nicola since 1972


    Categorías

    Aprendizaje

    Macarena

    Ante todo madre: mis hijos se han criado pegados a mí, y han aprendido que la libertad se gana con responsabilidad. Ahora (¡bendita adolescencia!... Ver perfil ›

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *