Un desayuno diario y rico en fibra previene la diabetes 2

Desayuno rico en fibra

“Los niños que toman diariamente su desayuno, especialmente si este es rico en fibra, tienen un perfil bajo de riesgo de contraer diabetes tipo 2”, es la conclusión de un estudio publicado en PLoS Medicine, por investigadores de la Universidad Saint George (Londres). El trabajo contó con la participación de 4116 niños de 9 y 10 años y los resultados no dejaban lugar a dudas: los peques que no desayunan a diario (un 26 por ciento de la muestra), experimentan una elevación de los niveles de insulina y hemoglobina glicosilada; se detectó también un mayor nivel de resistencia a la insulina.

En la actualidad más de 380 millones de personas sufren diabetes, como sabéis, la resistencia a la insulina es el factor presente en la diabetes de tipo 2 (el más común), y ocasiona una falta de control del azúcar en sangre. A lo largo de su vida, están expuestas a otras enfermedades cardiovasculares, y menor esperanza de vida. Cada vez hay más niños y adolescentes que padecen este tipo de diabetes, de hecho a mitad del mes pasado supimos que la persona más joven diagnosticada tiene tan solo 3 añitos.

Todas las evidencias apuntan a que es posible prevenir mediante una alimentación rica en fibra, y la evitación del sedentarismo

En este estudio transversal se desvela un dato que no había sido analizado anteriormente: no se sabía si los hábitos de desayuno de los peques, afectaba a los marcadores de la diabetes 2, así que este era el propósito principal. Como he comentado más arriba, desayunar a diario ayuda a disminuir la resistencia a la insulina, por eso se considera factor protector. Pero es que además la investigación muestra que un desayuno rico en fibra también es muy beneficioso.

Y para acabar os doy algunos ejemplos de desayunos con fibra, sabiendo que encontraréis la forma de ofrecerla a diario:

  • Manzana asada y queso fresco.
  • Kiwi y una tostada integral con aceite.
  • Muesli con cereales crudos, yogur y granos de uva (un niño de más de 8 años lo aceptará).
  • Media granada y un trozo de pan con queso untado.
  • Cereales de deayuno integrales con leche.

El estudio ha desvelado que aproximadamente un 6 por ciento de niños no desayuna todos los días, lo cual supone (además del riesgo expuesto) llegar con más hambre al almuerzo e ingerir alimentos insanos justo a la salida del colegio, o simplemente ‘hacer un picoteo’ a deshora.

Imagen — stevendepolo


Categorías

Varios

Macarena

Ante todo madre: mis hijos se han criado pegados a mí, y han aprendido que la libertad se gana con responsabilidad. Ahora (¡bendita... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *