Cenas ligeras y nutritivas para los primeros días de la vuelta al cole

En el mes de septiembre vuelven los madrugones, las clases, los extraescolares, los horarios apretados y las prisas. Durante los primeros días de clase los niños se sienten más cansados de lo habitual.

Unas buenas pautas de alimentación son claves en estos momentos de cambio de horarios y adaptación al nuevo curso escolar. La cena es para muchas familias la única comida que pueden compartir. Nada mejor que una cena ligera y nutritiva para reponer energía y ayudarles a tus hijos a descansar bien por la noche.

Claves para disfrutar de una cena ligera, equilibrada y saludable

  • Cenar tranquilos, sin prisas y en familia. Lo ideal es que sea el momento del día donde los niños puedan compartir tiempo, risas y experiencias con la familia.
  • Opta por cenas ligeras y de bajo contenido en grasas. Las comidas copiosas o muy calóricas dificultan el descanso, especialmente en los niños.
  • Es aconsejable planificar las cenas del mes para asegurarnos que estamos cubriendo  todas las necesidades nutricionales de nuestros hijos. Las cenas deben ser complementarias a los menús escolares.
  • Los expertos en nutrición aconsejan que las cenas incluyan todos los grupos de alimentos: verduras (crudas, en ensaladas o cocinadas), proteínas e hidratos de carbono. Las verduras tienen que estar siempre presenten ya sea en el primer plato o como acompañamiento del segundo.

Algunas sugerencias

Primeros platos

El plato principal de la cena deberá ser a base de verduras 3 o 4 días a la semana. La mitad de ellas crudas. El resto de los días podemos cocinar arroz, pasta, patatas o sopas.

Segundos platos

El menú semanal debe incluir pescado dos días a la semana y huevos (tortilla, revoltijo, huevos pasados por agua, etc.) uno o dos días. El resto de los días podéis alternar carne de cerdo, de ternera y de ave. Recuerda que las reciones no deben ser demasiado abundantes.

De forma ocasional podéis incluir como segundo plato algún producto frito como por ejemplo croquetas o calamares a la romana, o alimentos más calóricos como la  pizza.

Postres

La mejor opción son las frutas frescas y los lácteos. Evita los postres con alto índice de azúcar o de grasa en la cena.

Publicado por
Montse Armengol

Artículos recientes

¿Qué son los cotiledones de la placenta, cuántos hay?

Hoy queremos hablarte de lo que son los cotiledones de la placenta. Lo primero que te sorprenderá es que también…

Los niños refugiados son NIÑOS y necesitan ayuda

Se habla mucho de los niños refugiados en España, de los niños que están solos ante el mundo… Se piensa…

Flujo blanco durante el embarazo, ¿es normal?

Durante el embarazo se producen muchos cambios en el cuerpo de la mujer, necesarios para que pueda darse el propio…

Cuáles son los mejores cuentos para bebés

La literatura debe formar parte de la vida de los bebés, es más, está demostrado que leer cuentos a tu…

11 cosas que te daban asco antes de ser mamá y ahora ya no

Antes de la maternidad la vida se siente diferente y los hijos de los demás también se ven como algo…

Cómo enseñar a tu bebé a dormir solo

Lejos han quedado los consejos para dormir a un bebé dejándolo llorar (afortunadamente). Ya se sabe las malas consecuencias emocionales…