Cómo detectar las mentiras en los hijos

Mentiras en los niños

Los niños según van creciendo van cogiendo habilidades cognitivas que les ayudan a razonar mucho mejor sus ideas, es por ello que tengan la capacidad de mentir, si bien sea para manipular o controlar una situación. La buena noticia de todo esto es que si el niño es capaz de elaborar una mentira, su talento para desarrollarla va en buen camino, pues tiene inteligencia.

Según un estudio ya el 20% de los niños de dos años ya mienten elevándose al 90% de ellos cuando alcanzan la edad de cuatro años. Es a partir de los 7 años cuando se empiezan a dar cuenta de la dimensión que puede alcanzar sus actos, aunque es muy rutinario encontrar a los niños a partir de la adolescencia cuando son más recurrentes.

Cómo podemos detectar sus mentiras

Cada niño se desarrolla de manera diferente, su capacidad de mentir y la forma de elaborar su mentira puede darnos algunos indicadores de cómo está comportándose en ese momento, algunos de estos matices pueden ser:

  • Su expresión puede manifestarse de manera tensa y se le puede enrojecer el rostro. De otra manera si el niño dice la verdad se mostrará tranquilo y relajado.
  • Sus movimientos corporales suelen ser arrítmicos y sus manos empezarán a sudar, se acelerará su ritmo cardíaco y la respiración.
  • Su expresión verbal es muy insólita, dan pocos detalles de lo que  quieren contar, les cuesta imaginar el momento, sus detalles están llenos de contradicciones cuando dan explicaciones y es posible llegar a la conclusión de que no tiene sentido ni razón lo contado.
  • La poca espontaneidad es otro de las señales, parece que no lo cuenta de una manera natural sino que parece que lo hace de forma forzada, incluso en muchos de los casos se contradice en sus ideas.
  • En su lenguaje corporal podemos observar que sus manos están inquietas, incluso las retuerce, en cambio su cara la gesticula muy poco. Algunos niños se tapan la cara con las manos por sentirse en parte incómodos al saber que están mintiendo.

Mentiras en los niños

¿Por qué mienten?

Aunque nos parezca increíble suponerlo, la mayoría de los niños actúan por imitación a sus padres. Si es algo que ven en casa de manera rutinaria probablemente procederán a hacerlo de la misma forma. La falta de atención también hará que los niños echen mano de la mentira para captar su cuidado.

El miedo también es otro factor que se asocia, ya que ante hechos de superación personal y no poder cumplir, formen parte de su causa. Ante tales hechos cabe destacar que lo que intentan siempre es escapar de alguna bronca o castigo y dar rienda suelta a sus deseos interiores.

Cómo tenemos que reaccionar:

Lo mas racional es que debemos reaccionar con la mayor calma posible, no debemos de demostrar enfado y sí debemos hablar con firmeza y amabilidad. El niño tiene que ser consecuente de que no es bueno mentir.

Mentiras en los niños

Si es partícipe de confesar su mentira siempre podemos apremiar su revelación, hay que crear un ambiente de confianza entre ambos, que sepa que cuando se encuentra en una situación similar no va a haber consecuencias radicales.

Hay que reseñar que para que los niños contribuyan a una buena coordinación en expresar sus ideas es intentar educarlos con sinceridad, su educación debe ser sólida y con confianza. Aunque parezcan muchas veces graciosas las mentiras no debemos reirnos de ellas.

Por otro lado si la mayoría de sus actos vienen de la manos de tales actos hay que saber diferenciar qué tipo de mentira nos están ofreciendo. Las mentiras neuróticas surgen de una personalidad sometida de algún nivel alto de ansiedad y debemos recurrir a algún especialista para que pueda ayudarnos.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.