Categorías Cuidados Salud

Enfermedades frecuentes en la escuela infantil

Los niños pequeños cuando comienzan en la escuela infantil (de 0 a 3 años o de 0 a 6 años), pueden comenzar a enfermar muy fácilmente debido a los contagios que se producen dentro de las aulas de las clases. Es bastante común escuchar a madres y padres que se quejan de que sus hijos estaban muy sanos hasta que comenzaron a ir a la escuela infantil.

De hecho, muchos padres también se quejan de que tienen que pagar la cuota de la escuela infantil para que los niños pasen más tiempo en casa enfermos que disfrutando o aprovechando la escuela infantil. Aunque esto es bastante normal y habitual en cualquier parte del mundo, merece la pena tener algunos puntos en consideración.

Cuando comienzan la escuela: enfermedades comunes

Los niños pequeños cuando comienzan la escuela infantil con frecuencia contraen infecciones frecuentes del tracto respiratorio superior, incluidos resfriados e infecciones secundarias del oído. De hecho, los expertos estiman que el niño promedio tiene entre seis y ocho infecciones virales del tracto respiratorio superior cada año.

Teniendo en cuenta que éste es un promedio habitual, significa que algunos niños reciben más afecciones durante el curso escolar y otros menos. Parece probable que sean los niños que están en las escuelas infantiles los que tienen más infecciones, ya que tienden a estar expuestos a más personas y más gérmenes… y tienen un sistema inmunitario más débil que los niños de edad más avanzada.

También es habitual que los niños que comienzan en las escuelas infantiles pasen por virus estomacales como la gastroenteritis que pueden ocasionar vómitos, diarrea y fuertes dolores estomacales.

Afortunadamente, cuanto más tiempo pasan los niños en la escuela infantil rodeado de compañeros, menos infecciones suelen tener… porque poco a poco se van inmunizando a los gérmenes, bacterias y virus que hay a su alrededor constantemente. Cuando comienzan en la escuela preescolar, los niños que estaban en la escuela infantil parecen enfermarse con menos frecuencia que los niños que no estaban escolarizados con anterioridad. En otras palabras, es probable que tu hijo se enferme mucho en algún momento de su vida temprana; por lo tanto, si no ocurre durante los primeros años de escolarización voluntaria, es probable que ocurra durante el inicio del curso escolar en la escuela.

Las enfermedades y el sistema inmunológico

Aunque los padres y los pediatras a menudo se sienten frustrados cuando un niño se enferma una y otra vez, si está en la escuela infantil y está creciendo y desarrollándose de otra manera normalmente, y si el niño ha tenido infecciones graves (como neumonía u otras infecciones que requieren hospitalización). Entonces no es muy probable que él o ella tenga algún tipo de problema con su sistema inmunológico… Simplemente está creciendo y es normal que contraiga algunas infecciones normales en su edad.

En cambio, existen algunas señales de advertencia de una inmunodeficiencia primaria pueden incluir:

  • 8 infecciones o más  de oído en un año
  • Más de dos infecciones de sinusitis al año
  • Dos meses o más de antibióticos al año de tratamiento
  • Dos casos o más de neumonía en un año
  • Incapacidad de un bebé para ganar peso o crecer normalmente
  • Abscesos profundos y recurrentes en la piel u órganos.
  • Tordo recurrente en la boca o en otro lugar de la piel después de la edad de un año
  • Necesidad de antibióticos intravenosos para eliminar infecciones
  • Más de dos infecciones profundas en un año
  • Antecedentes familiares de inmunodeficiencia primaria

Si crees que tu hijo puede estar padeciendo una inmunodeficiencia primaria, pregunta a tu pediatra sobre si existe la posibilidad de hacer pruebas para detectar si tu hijo puede tener problemas del sistema imnonológico. En caso de que sea así, entonces se deberían tomar las medidas pertinentes para poder mejorar su estado de salud lo antes posible.

Cómo evitar las infecciones

Dado que mantener a un niño fuera de la escuela infantil no es una opción práctica para muchos padres. Existen algunas opciones que puedes tener en cuenta para ayudar a tu hijo a que se mantenga saludable y que enferme lo menos posible aunque vaya a la escuela infantil. Estas consideraciones son las siguientes:

  • Vacuna a tu hijo contra la gripe y asegúrate de que recibe todas las vacunas que están en vigor en el calendario de vacunas.
  • Evita situaciones similares a las escuelas infantiles como lugares donde hay muchos niños. De esta manera tu hijo tendrá que estar expuesto de forma innecesario a otros grupos de niños que podrían estar enfermos.
  • A medida que el bebé crezca intenta que no utilice el chupete (al menos durante el día), para evitar que se contamine cogiendo el chupete de otro niño. Esta es un avía directa de gérmenes y virus que pueden infectar a tu hijo rápidamente.
  • Enseña a tu hijo a lavarse las manos con frecuencia para evitar así que se propaguen los gérmenes o que entren en contacto con sus mucosidades.
  • Potencia en tu hijo una actitud de buena higiene en general tanto dentro de casa como fuera de ella.

Lo más importante es entender que las infecciones frecuentes son muy comunes en el primer o segundo año de la escuela infantil y, por lo general, no son motivo de preocupación.  Siempre que tu hijo se enferme tendrá que llamar al pediatra para que te diga cuál es la mejor opción de tratamiento. No trates a tu hijo desde el hogar sin haber consultado a un pediatra ya que de esta manera solo podrían empeorar las afecciones y que algo que podrían haberse tratado con un simple tratamiento, empeore la salud de tu hijo a pasos agigantados.

Además, es muy importante que intentes mantener la mayor flexibilidad posible en tu horario de trabajo y trates de mantener todos los días de enfermedad que puedas a tu hijo en casa contigo para tener los mejores cuidados. Esto es necesario tenerlo en cuenta si tienes que volver a trabajar porque los niños cuando empiezan en la escuela infantil, al menos al principio y hasta que sus sistema inmunológico va cogiendo fuerza, pasará más tiempo en casa que en la escuela.

Publicado por

Artículos recientes

Qué frutas puedes darle a un bebé

Uno de los primeros alimentos que se introduce en la dieta del bebé son las frutas, una gran variedad de…

Embarazadas con estilo: cómo vestir para estar preciosa

Estar embarazada no es ningún impedimento para estar guapa, elegante y con estilo. Hoy en día puedes encontrar prendas ideales…

Cómo decirle a tu novio que estás embarazada

El momento en que te enteras de que estás embarazada, suele ser uno de los más especiales en la vida…

La televisión puede ser una herramienta de aprendizaje

Es posible que en tu hogar haya televisión pero que nunca te hayas parado a pensar en cómo ven tus…

¿Qué son los cotiledones de la placenta, cuántos hay?

Hoy queremos hablarte de lo que son los cotiledones de la placenta. Lo primero que te sorprenderá es que también…

Los niños refugiados son NIÑOS y necesitan ayuda

Se habla mucho de los niños refugiados en España, de los niños que están solos ante el mundo… Se piensa…