Los primeros días en casa con un bebé prematuro

Los bebés prematuros tienen que estar hospitalizados hasta que se alcancen unas condiciones necesarias antes de poder ir a casa. Y por fin llega el ansiado momento de poder llevarte a tu bebé a casa. Debemos saber que cuidados específicos debemos tener con estos bebés una vez que llegamos a casa. Os dejamos unos consejos sobre los primeros días en casa con un bebé prematuro.

Bebés prematuros

Un bebé es prematuro cuando su parto se produce ante de la semana 37 de gestación, es decir cuando el embarazo no hay llegado a término. Cada vez hay más bebés prematuros debido a varios factores pero gracias a los avances médicos la mayoría son niños y niñas prematuros se desarrollarán de la misma forma que un bebé que nacen a término.

Estos bebés requieren de unas mayores atenciones que un bebé normal. No son capaces de mantener la temperatura corporal, su sistema digestivo no está maduro.. por lo que habrá que seguir unas indicaciones. Vuestro médico os informará de todos los requisitos necesarios y aquí también os las dejamos para quien pueda tener alguna duda.

Cuidados en casa los primeros días con un bebé prematuro

  • Temperatura en casa agradable. Al no disponer de grasa corporal no pueden mantener la temperatura corporal. Por eso debemos tener la temperatura de su habitación entre los 21-24 grados. También dentro de lo posible evitar los cambios bruscos de temperatura.
  • Extremar las medidas de higiene. Ya que su sistema inmunitario no está desarrollado del todo hay que extremar la limpieza e higiene. Lávate bien las manos antes de tocarlo o alimentarle, cámbialo cada 3-4 horas aunque no esté sucio el pañal.
  • Dentro de lo posible dar leche materna. La leche materna es lo mejor que hay para fortalecer el sistema inmunitario, ayudándole a combatir las infecciones y a crecer. Necesitan comer más a menudo, sobre unas ocho o diez tomas diarias. Según el caso puede que tu médico incluya además suplementos para aumentar el aporte de calorías.
  • Controlar las visitas. Al tener riesgo de contraer infecciones hay que controlar la gente que viene a casa. Evita que se junte demasiada gente o personas con algún síntoma de resfriado o gripe. Controlar que no lo cojan demasiado en brazos ni lo manoseen.
  • Espacios libres de humos. Los niños ya no deberían tener que respiran nada de humo pero los prematuros menos todavía. Puede afectar muy negativamente en su aparato respiratorio todavía sin terminar de madurar.
  • Sueño. Dormirán una media de unas 16-18 horas. Como están acostumbrados a mucha luz cuando estaban en el hospital puedes ponerle una luz tenue cerca de su cuna para que no noten tanto la diferencia. También puedes ponerle algo que haga música a bajo volumen.
  • Salidas y paseos. Podrás sacarlos a pasear solo cuando se alcance el momento que le correspondería de nacimiento, siempre que el tiempo lo permita. Mejor en sitios al aire libre donde no haya aglomeraciones de gente.
  • Vacunas. Sigue el calendario de vacunas normal.
  • Si eres tú la que está resfriada. Si tienes un resfriado para evitar contagios puedes ponerte una mascarilla mientras le das el pecho para no contagiarle.

¿Cuándo debo acudir al pediatra?

Deberás ir a las citas que indique su pediatra según su estado al salir del hospital, así como el calendario de vacunas normal. Si tienes cualquier duda tu pediatra podrá ayudarte a resolverla.

Otra de las grandes dudas de los padres con bebés prematuros es cuando llevarlos a urgencias. Debes acudir a urgencias siempre que observes algo raro como dificultad para respirar, tiene fiebre, no quiere comer o come poco, le cuesta despertarse, tiene mucha tos, tiene signos de deshidratación, tiene deposiciones bastante frecuentes y líquidas, sufre de convulsiones, se comporta de forma extraña, llora en exceso o tiene mal color (como azulado). Así se podrá descartar cualquier enfermedad cuando antes o en caso que la haya se podrá tratar.

Porque recuerda… los bebés prematuros necesitan unos cuidados extra que los bebés llegados a término.


Un comentario, deja el tuyo

  1.   Lourdes dijo

    Los primeros días, qué digo días, semans son una auténtica locura, piensas que son como de cristal. Si un bebé ya es complicado, un prematuro lo es el doble! Ánimo a todas las mamás que están criando, lo estáis haciendo genial. Enhorabuena por el artículo. Sublime.