Por qué es malo que los niños duerman con la boca abierta

BOCA ABIERTA

La respiración es un aspecto de la salud más importante de lo que pueda parecer en un principio. Todas las personas deberían respirar por la nariz y no hacerlo nunca por la boca. Las fosas nasales están hechas y preparadas para calentar y humedecer el aire que entra hacia los pulmones. Sin embargo hay ciertas personas que suelen tener el mal hábito de respirar por la boca, ya sea durante el día o mientras duermen.

Este mal hábito repercute de una manera negativa en el sistema digestivo y nervioso de la persona. En el caso de los niños, son muchos los que mientras duermen respiran por la boca con lo malo que es para la salud el practicar tal hábito o costumbre. En el siguiente artículo te explicamos los problemas que pueden causar en la salud, el hecho de que los niños respiren por la boca.

Problemas en la salud de la boca

Son muchos los problemas que tiene para el niño el respirar por la boca y que te contamos a continuación:

  • Sequedad en la boca.
  • La saliva es clave a la hora de eliminar las bacterias de la boca. La falta de saliva en la misma puede dar lugar a problemas en las encías y a la formación de caries.
  • Aparecen grietas en los labios debido a la sequedad que se produce en toda la zona de la boca.
  • Al respirar por la boca, los niños se levantan con mal aliento.
  • Problemas en el buen desarrollo de la mandíbula.

Problemas digestivos

El aspecto digestivo también se ve perjudicado a la hora de respirar de manera habitual por la boca. Respirar con la boca abierta termina por afectar a la buena alineación de los dientes del niño. Ello va a provocar que tenga ciertos problemas a la hora de masticar los diferentes alimentos, lo que repercute de una manera negativa a la hora de hacer la digestión, dando lugar a ciertos problemas de tipo digestivos.

Problemas respiratorios

Las fosas nasales son claves a la hora de evitar que diferentes patógenos del exteriror se metan dentro del organismo. Los pelillos que hay dentro de la nariz ayudan a que dichos agentes patógenos se queden en las fosas nasales. Al respirar por la boca dichas bacterias y virus entran dentro del cuerpo, dando lugar a diferentes afecciones respiratorias y a la posibilidad de sufrir alergias.

Problemas en el descanso

El aire que entra por la boca va a provocar que el niño ronque y tenga serios problemas a la hora de dormir de una manera correcta. El sueño no es lo plácido que debería y el niño se despierta muchas veces por la noche. Ello conlleva a que el niño se muestre más irritable de lo normal y se encuentre más cansado de lo normal a lo largo de todo el día.

RESPIRAR

Problemas en la conducta

Como ya te hemos explicado en el punto anterior, el descansar mal va a acarrear ciertos problemas de comportamiento y de conducta a lo largo del día. Aparte de la fatiga y del cansancio provocados por el mal descanso, va a sufrir ciertos problemas de concentración que le puede repercutir de una manera negativa en la escuela.

Ciertos problemas estéticos

En el caso de que no se ponga remedio a la respiración por la boca, la misma se puede volver crónica y afectar al desarrollo y crecimiento del niño. Suele afectar a la parte del rostro lo que puede dar lugar a problemas psicológicos en el niño.

En definitiva, los niños como en el caso de los adultos deben respirar por la nariz. Si observas que tu hijo lo hace por la boca es importante acudir al pediatra para que te derive al otorrino y trate dicho problema con la mayor celeridad posible. Como has podido ver, el respirar por la boca puede provocar ciertos problemas de salud que pueden afectar a la boca o al sistema respiratorio.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.