Pruebas diagnósticas durante el embarazo

Durante el embarazo se realizan una serie de pruebas para comprobar que todo vaya bien, descartar que haya alteraciones cromosómicas como el Síndrome de Down o alguna malformación. Cualquier anomalía que se pueda detectar a tiempo. Esto puede generar ansiedad a las embarazadas, pero conocer cuales son las pruebas y su función puede darte algo de tranquilidad. Veamos cuales son las pruebas diagnósticas durante el embarazo.

Pruebas diagnósticas durante el embarazo

Ecografía

Es la más utilizada durante el embarazo, sobre todo la 2D, que sirve para captar la imagen del bebé. Gracias a ella se pueden captar los niveles de líquido amniótico, el número de fetos, su tamaño, confirmar la edad gestacional, como están formados los órganos…

También hoy en día están las ecografías en 3D donde se puede obtener una imagen en tres dimensiones mediante la ecografía tradicional e incluso en 4D donde se puede ver al bebé en 3 dimensiones en tiempo real, es decir en movimiento.

La ecografía Doppler es una ecografía con color que sirve para ver como es el flujo sanguíneo del bebé. Permite comprobar problemas con el cordón umbilical y de su sistema sanguíneo y cerebral.

Urocultivo

Es una prueba de orina para saber si la embarazada tiene infección de orina. Las infecciones de orina durante el embarazo son bastante frecuentes y pueden ocurrir sin síntomas, por lo que hay que vigilar más si cabe posible presencia de bacterias ya que puede provocar un parto prematuro.

Amniocentesis

Es una prueba invasiva para detectar posibles alteraciones genéticas y detectar problemas de salud. Consiste en extraer una pequeña cantidad de líquido amniótico con una aguja fina a través de la pared abdominal y el útero. El líquido amniótico este contiene células del feto y sustancias químicas que son analizadas para dicho fin.

Al ser una prueba invasiva que implica riesgos no se le hace a todas las mujeres. La amniocentesis puede provocar dolor abdominal, sangrado o pérdida del líquido amniótico, y en un 1% de los casos puede provocar aborto espontáneo. Se aconseja si hay antecedentes  de anomalías cromosómicas, por edad o por riesgo alto en resultados.

Test de O´Sullivan

Más conocida como prueba de la glucosa, sirve para medir el azúcar en sangre de la embarazada y saber si hay diabetes gestacional. Consiste en beber un líquido de glucosa y después hacer dos análisis de sangre, uno antes y otro después.

Estudio de ADN fetal en sangre materna

Es un test prenatal no invasivo y novedoso que se realiza a partir de la 10 semana de embarazo. En este estudio se pueden estudiar los cromosomas sin ningún tipo de riesgo a través de una muestra de sangre. Lo malo es que no es capaz de detectar todas las enfermedades cromosómicas como lo harían las otras pruebas diagnósticas, pero permite detectar con una alta probabilidad Síndrome de Down, Patau, Edwards y defectos en los cromosomas sexuales. Además permiten saber de forma exacta el sexo del bebé.

Triple screening

Es una prueba que se realiza en el primer trimestre de embarazo. Consiste en una prueba que combina análisis de sangre y ecografía, para determinar aproximadamente las probabilidades de que el bebé tenga algún tipo de malformación o alteración cromosómica.

Cordocentesis

Es una prueba invasiva que se realiza a partir de la semana 20, que consiste en la obtención de sangre del bebé a través del cordón umbilical. Su función es detectar anomalías genéticas, malformaciones fetales e incompatibilidades con el grupo sanguíneo de la madre. No es una prueba muy frecuente, ya que tiene una tasa de aborto más alta que la amniocentesis (2-6%). Serán los padres quienes decidirán si hacerla o no, como todas las pruebas invasivas.

Test de maduración pulmonar o test quantusFLM

Es una técnica novedosa que sirve para medir el grado de maduración pulmonar del bebé, y así saber si estaría preparado para nacer antes de la fecha programada.

Biopsia corial

Consiste en tomar una muestra de placenta para detectar posibles enfermedades genéticas y malformaciones en caso de que haya alto riesgo de tenerlas. Se realiza ente las semanas 11-13 de embarazo.

Porque recuerda… llevar un seguimiento del embarazo es primordial para que ambos estéis controlados.


Categorías

Embarazo, Salud

Psicóloga apasionada de la Inteligencia Emocional y el desarrollo personal. Compagino mi labor como empresaria con el estudio de la mente humana. Creativa, curiosa y emprendedora, apasionada de acercar la psicología a todo el mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.