¿Qué es el virus boca-mano-pie?

Los niños pequeños son propensos a contraer todo tipo de infecciones, especialmente los niños pequeños que aun no tienen suficientes defensas para pelear contra los virus. Cuando comienzan a ir a la guardería y al colegio, es normal que se contagien y aparezcan por casa con un virus diferente cada poco tiempo. Es algo del todo normal y va a ser muy difícil que lo puedas evitar, pero si que puedes estar alerta ante ciertos síntomas para poder detectar algunas enfermedades.

De esta manera, tendrás la posibilidad de acudir al médico lo antes posible y tu hijo tendrá el tratamiento necesario, antes de que el virus o enfermedad vaya a más. Las enfermedades más comunes que suelen contraer los niños en los centros escolares, son las asociadas con los virus. Infecciones de garganta, gripes y resfriados, pero hay algunas enfermedades que podemos confundir con estos virus comunes, ya que comparten algunos síntomas.

Una de estas enfermedades es la llamada boca mano pie. Se llama así porque uno de los síntomas de la enfermedad, se presenta en forma de sarpullidos en las manos y los pies y llagas en la boca. El virus afecta curiosamente a estas partes del cuerpo.

Síntomas del virus boca mano pie

Aunque los síntomas del virus boca mano pie son generales, no todas las personas presentarán todos los síntomas. Además, no aparecen todos de golpe, si no que van surgiendo de forma paulatina. De ahí que se pueda confundir con otras enfermedades comunes, como resfriados o varicela, por la aparición de los granitos. Los síntomas más comunes son:

  • Estados febriles acompañados de malestar general. Siempre que aparece la fiebre, esta viene acompañada de una incomodidad física generalizada. El típico dolor de cuerpo que todos sentimos cuando tenemos algunas décimas de fiebre.
  • Dolor de garganta y llagas. En la garganta es donde suelen comenzar los síntomas del virus boca mano pie, por lo que se puede confundir con amigdalitis. Uno de los mayores problemas de esta enfermedad, aparte del malestar, es la aparición de las llagas en la garganta. Esto puede ocasionar que el niño pierda el apetito por las lógicas molestias, y que también rechace la toma de líquidos. Es muy importante controlar esto, ya que un niño pequeño puede deshidratarse con mucha facilidad.
  • Granitos y ampollas. Otra de las molestias importantes es la aparición de eccemas, granitos y ampollas en las manos y los pies. Aunque en menor porcentaje, algunos bebés pueden presentar también estas llagas en la zona del pañal.

Cuanto tiempo tarda en desaparecer el virus

Por lo general, el virus boca mano pie tiene una duración de entre una semana y 10 días aproximadamente. Aunque no existe ningún fármaco específico para tratar esta enfermedad, el médico puede recetar algún medicamento para controlar la fiebre y el malestar.

Es importante mantener la hidratación en los niños y bebés. Para ellos será más complicado curar las llagas de la boca, por lo que debes procurar que tomen agua y lácteos fresquitos, que ayuden a aliviar las molestias.

Métodos preventivos

El virus boca mano pie es altamente contagioso. Principalmente se propaga por el aire de forma que es realmente difícil prevenir esta enfermedad. Ya que si una persona aun no sabe que tiene la enfermedad, puede estar contagiando a cualquiera con quien mantenga una conversación. Mucho mayor aun es el contagio en niños pequeños. Ellos se pasan el día juntos compartiendo juguetes, juegos y todo lo que encuentren a su alcance.

Pero podemos ser especialmente cuidadosas en algunos aspectos, de forma que evitemos en la medida de lo posible el contagio y la propagación de estos gérmenes. Es importante cuidar la higiene en los niños y lavarles bien las manos con frecuencia. Especialmente después de ir al baño, ya que el boca mano pie también se propaga a través de las heces.

Por lo tanto, si tienes niños pequeños que acudan a la guardería o al colegio, y ves que pueden presentar alguno de los síntomas mencionados, evita que acudan al centro escolar. Es importante que los niños no asistan a clase con virus que son fáciles de contagiar. De esta forma podremos evitar que la enfermedad se propague y tarde más tiempo en eliminarse.

Piensa que si tu hijo contagia a otro niño, este a su vez contagiará a otros tantos más. Cuando tu hijo ya se haya recuperado, en el colegio puede que siga rondando entre otros niños. De esta forma tu hijo podría volver a contagiarse. Evitemos este tipo de situaciones en la medida de lo posible, por el bien de todos los niños.


Categorías

Salud

Toñy Torres

Soy Toñy, mamá primeriza de un pequeño terremoto, con él aprendo y disfruto cada día. Curiosa e inconformista, dedico mi tiempo libre a... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.