Qué tener en cuenta para contratar a una canguro

canguro que cuida a niños

Hoy en día contratar los servicios de una canguro (o niñera) es una decisión que a muchos padres les cuesta tomar enormemente pero que el estrés de la sociedad en la que vivimos actualmente no les deja más salida que hacerlo. La carga de trabajo que ambos padres tienen que realizar diariamente hace que el tiempo diario se limite en el cuidado de los hijos. Aunque no es algo que los padres deban hacer a menudo porque sus hijos les necesitan, habrá algunos momentos en los que no tendrán otra forma de hacer frente a la carga de trabajo diario.

Si bien es cierto que los padres deben ser coherentes con sus vidas y sus hijos, es ideal que aprendan a sacar tiempo libre diariamente para poder compartir con sus hijos. Los pequeños no necesitan estar cuidados todo el tiempo por una canguro, necesitan pasar tiempo con sus padres, tiempo de calidad que no debe darle una persona de fuera de la familia. Pero si no te queda más remedio que hacerlo, ten en cuenta todo lo que te diré a continuación.

Como padres lo primero que tendréis que tener en cuenta son estas preguntas: “¿Por qué debo contratar a una niñera?”, “¿Es realmente necesario?” Si puedes manejar el trabajo y la familia aunque sea algo agitado, lo ideal es equilibrar ambos mundos para que el entorno familiar funcione en armonía. Aunque la realidad es que trabajar todo el día y tener noches de insomnio también puede afectar a tu trabajo y a tu vida familiar. Si de vez en cuando tienes que contratar una niñera no te sientas mal por eso.

canguro que cuida a niños

¿Cuándo contratar una niñera?

Hay familias que necesitan niñeras que estén durante el día con los niños o quizá durante la noche. Hay familias que necesitan que estén todas las tardes después del colegio… las necesidades de tener una canguro variará según las circunstancias y el estilo familiar de cada uno. Pero la realidad es que lo ideal es contratar a una niñera para hacerse cargo de tus hijos en los momentos en que tú no puedes hacerlo bajo ninguna circunstancia.

Por ejemplo, cuando la escuela tiene días festivos y tú tienes que ir a trabajar y tu pareja no ha podido cogerse ese día libre. O cuando es verano y los niños tienen vacaciones y tú y tu pareja tenéis que acudir al trabajo, etc. Pero hay que evitar usar los servicios de una canguro para que críen o eduquen a tus hijos. Intenta ser tú la persona que más tiempo pase con tus hijos en casa o al menos, ofréceles tiempo de calidad. Procura que el trabajo se quede en la oficina cuando llegues a casa y dedica tiempo real a tus hijos, ellos te necesitan.

¿Qué debes tener en cuenta para poder contratar a una niñera?

Antes de permitir que una persona extraña entre en tu casa para cuidar a tus hijos, deberás tener algunas cosas muy en cuenta para que la decisión sea la acertada y que puedas confiar en esa persona y en su buena intención de hacer un buen trabajo con tus hijos.

canguro que cuida a niños

¿Qué es lo que quieres?

Antes de nada tendrás que pensar en cuáles son las necesidades que requieres para tener una niñera en tu hogar. ¿Quieres una niñera para quedarse con tu familia? ¿Estás buscando una niñera a tiempo parcial o quizá para por la noche? Esto debes tenerlo muy claro porque no creo que quieras que una persona que te guste y quieras ampliar sus horas de trabajo te diga que no puede. Déjale claro a la posible canguro de la disponibilidad que debe tener para aceptar este trabajo.

¿Cuál es tu presupuesto?

Saber cuál es tu presupuesto para pagar a tu canguro es muy importante porque además de tener un poco de flexibilidad en el dinero ofrecido, tendrás que ser coherente con las horas que quieres que dedique a tus hijos y el pago que le darás. No te excedas en el presupuesto y proporciona las necesidades que tengas que ofrecer. No es lo mismo el pago para una mujer que se quede con tus hijos 3 horas al día que aquella que deba dormir en tu hogar para poder hacerse cargo de ellos. Recuerda que si tienes niñera a tiempo completo o si se queda a dormir en tu casa, deberás estar preparada para ello y además entender que necesitará también su privacidad aunque esté trabajando para ti.

canguro que cuida a niños

Verifica sus referencias

Permitir que una persona desconocida entre en tu hogar no es algo que debas pasar por alto. Por eso es necesario que conozcas los antecedentes de su vida, sus estudios y sus experiencias laborales anteriores. Deberás hacer una entrevista bien pensada para poder saber cómo es y saber qué te transmite. A la menor duda no le dejes entrar en tu casa. Tendrás que saber por qué renunció al trabajo anterior, dónde vive, de dónde viene, qué estudios tiene (te aconsejo que tenga estudios relacionados con la edad de tus hijos como educación infantil, educación primaria, educación secundaria, monitora de tiempo libre, etc.). Además es importante que para tener referencias hables con otras personas que hayan trabajado con ella anteriormente y te enteres cómo fue su trato con los demás niños. Es necesario que sepas cómo se defiende cuando a niños. Ella te puede contar muchas cosas, pero tendrás que verificarlo.

El contrato

Después de hablar con tu familia de la posibilidad de tener una niñera según las necesidades de vuestro hogar, será necesario pensar en el tipo de contrato que queréis tener con esa persona. El contrato tendrá que estar bien redactado y que sea bien claro. Puedes contactar con un profesional para que te ayude a redactarlo y que estén todos los aspectos legales en orden. ¿Cuánto le vas a pagar? ¿Se tendrá que hacer cargo de su comida y de sus viajes? ¿Puede usar los aparatos en tu hogar o sólo si está con tus hijos? ¿Cuántas horas necesitarás sus servicios durante la semana y en qué horarios?

El período de prueba

Es importante que la niñera pase un período de prueba antes de contratarla de forma definitiva. En ese período de prueba tendrás que observar cómo funciona, cómo se defiende y si tus hijos están contentos con ella o no. Tus hijos deben sentirse cómodos antes de dejarles ante cualquier desconocido.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *