Habla con tu hija sobre las ventajas de la copa menstrual

copa menstrual colores
La copa menstrual es una alternativa relativamente moderna que puede sustituir el uso de compresas o tampones durante la menstruación. Este sistema se ha vuelto muy popular en los últimos años, por su comodidad y porque no genera desechos tóxicos para el medio ambiente, algo que las jóvenes y adolescentes valoran mucho.

Si quieres hablar con tu hija sobre este método, te contamos sus ventajas y resolvemos dudas sobre si puede romper el himen o no. Pero recuerda que ella debe ser quien pruebe y elija su propio método para contener el periodo, como en su momento hiciste tú, y que puede usar varios a la vez.

Explica a tu hija qué es la copa menstrual

copa menstrual

A toda preadolescente y luego con la llegada de la primera regla, le asaltan dudas sobre qué método usar para no manchar las braguitas y contener el periodo. Además de las compresas, que las hay ecológicas, y los tampones, en el mercado está la copa menstrual. Como su nombre indica es una copa, un recipiente que recolecta los fluidos del periodo.

El material con el que está fabricado es inocuo, como la silicona médica, látex o elastómero medicinal. Y hay diferentes tallas. Tratándose de adolescentes la marca española Naturcup, tiene la talla 0, y Femmecup Lite y Meluna tienen una copa menstrual especial para menores de 16 años. A pesar de que la vida útil de la copa es entre 10 a 15 años, lo más normal es que tu hija tenga que cambiarla a los 2 o tres años, y comprar una de adulta.

Si tu hija se ha decidido por este método, porque tú misma lo usas,o por cualquier otro motivo, sé respetuosa con su decisión y, por su seguridad, compra marcas que tengan registro sanitario. Por Internet puedes encontrar algunas copas menstruales que en origen no vienen certificadas por sanidad.

Ventajas de la copa menstrual

Para empezar es una inversión, al principio te gastas una media de 25 euros, pero en pocos meses ya lo has recuperado. Pero a los adolescentes el dinero no les preocupa tanto como el medio ambiente, y en este sentido la copa menstrual también le gana la batalla a las compresas ecológicas. Por cada mujer que usa una copa se dejan de producir miles de toneladas de desechos a lo largo de su vida fértil.

Es higiénica, atrae menos bacterias, porque la silicona de la que está hecha no contribuye a la proliferación de gérmenes. Esto es muy importante, evita la aparición de infecciones y el shock tóxico que a veces producen los tampones. No tiene químicos dañinos o blanqueadores, y no absorbe ni libera ningún tipo de sustancias en el cuerpo,

Es cómoda, se adapta a las paredes vaginales, y dependiendo del flujo de la mujer, o del momento del periodo, puede usarse de 8 a 12 horas. Como desventaja, si es que queremos verlo así es que cuando la cambias hay que lavarla con agua y jabón neutro, antes de volver a introducirla, y dependiendo del sitio en el que le toque cambiarse, este proceso puede ser complicado. Por último, tras acabar el periodo, enseña a tu hija a desinfectarla, poniéndola a hervir en agua durante 5 minutos.

Bulos sobre el himen y la virginidad

Enfermedades de transmisión sexual en adolescentes

Uno de los temas que más preocupan a las adolescentes es la virginidad. En alguna ocasión se ha leído que la copa menstrual puede romper el himen, y por tanto hacer perder la virginidad a las adolescentes.  Esto no es así. Es un poco largo explicar que el himen, que es una membrana que cubre parte de la vulva, no la entrada de la vagina, puede romperse de muchas formas, y muchas mujeres llegan a la adolescencia sin himen sin ni siquiera ser conscientes. No todas las mujeres que no hayan tenido relaciones sexuales tienen himen.

Si el temor es respecto a la estrechez de la vagina tampoco hay de qué preocuparse. Como te hemos comentado hay de distintas tallas, pero quizás tenga que comprar un par de ellas antes de dar con la que mejor se adapta a ella.

Como te decíamos al principio, informa a tu hija sobre las diferentes posibilidades y métodos y acompáñala en su decisión, y en los cambios que la menarquía y la pubertad provocarán en ella. 


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.