Remedios naturales para combatir el ardor de estómago en el embarazo

Ardor de estomago durante el embarazo

El embarazo supone una serie de grandes cambios físicos, a los que no queda más remedio que acostumbrarse. En algunos casos, es posible mitigar las molestias típicas, como es el caso de los ardores de estómago. Durante el periodo de gestación las digestiones se vuelven más lentas. Y, aunque esto es bueno para tu bebé ya que se aprovechan mejor todos los nutrientes de los alimentos que tomas, para ti resulta incómodo.

Como consecuencia, tu tránsito intestinal se verá también ralentizado y puede que tengas episodios de estreñimiento. También pueden aparecer las molestas y temidas hemorroides, que afectan a muchas mujeres durante el embarazo o como consecuencia del parto. Y como no, los conocidos ardores de estómago, una molestia muy común que afecta a la mayoría de mujeres durante el embarazo.

Mejorar el estado en general de los problemas digestivos, es posible con algunos trucos y remedios caseros. Aunque lo primordial es que cuides tu alimentación y que realices actividad física con frecuencia. Esto te ayudará a mejorar tanto tu digestión como tu tránsito intestinal. También puedes probar estos remedios caseros para mejorar las molestias del ardor de estómago.

Remedios caseros para aliviar el ardor de estómago

Los remedios caseros, las hierbas y otros alimentos, pueden ayudarte a mejorar las molestias del ardor de estómago. En caso de que las molestias sean muy agudas y te impidan comer con normalidad o descansar, deberás consultar con el médico que sigue tu embarazo para valorar las opciones. En función de tu estado, podrían recomendarte algún medicamento, pero es fundamental que no tomes nada sin que te lo recete el especialista.

Si tu ardor de estómago, aunque molesto es llevadero, puedes probar con estos remedios naturales.

Infusión de limón

Infusión de limón

A pesar de ser ácido, el limón ayuda a reducir la acidez de estómago. Para preparar esta infusión es muy sencillo, solo tienes que lavar muy bien 3 limones y quitar toda la piel, con cuidado de no llevarte nada de la parte blanca. Prepara un cazo con un litro de agua y llévalo a ebullición, cuando esté hirviendo, introduce la piel de los limones. Aparta el fuego del cazo, tápalo y deja reposar durante unos 15 o 20 minutos.

Una vez pasado este tiempo, retira la piel del limón y cuela sobre un recipiente de cristal. Puedes endulzar la infusión de limón con miel, sirope de ágave o azúcar si lo prefieres y puedes tomarla en frío o en caliente.

Infusión de manzanilla

La manzanilla es uno de los remedios naturales más conocidos para mejorar la digestión. Pero no es este su único beneficio, la manzanilla tiene propiedades antiinflamatorias, analgésicas, ayuda a regular el sueño y mejora todo tipo de problemas digestivos, además del ardor de estómago.

Puedes adquirir la infusión de manzanilla ya preparada en cómodos sobres, pero si la preparas tu misma obtendrás mayores beneficios. Solo tienes que comprar la planta de la manzanilla en herbolario o en tiendas naturales y preparar una infusión de forma tradicional.

La leche

Embarazada tomando leche

Un vaso de leche templada te ayudará a mejorar la acidez de estómago, por lo que es muy recomendable tomarla antes de dormir para favorecer el descanso. Pero es importante que tomes la leche antes de que las molestias sean muy agudas, de lo contrario, las propiedades de la leche no serán efectivas. También puedes tomar un sorbo de leche muy fría cuando notes que comienzan las molestias, ya que la leche es un potente antiácido natural y te ayudará a aliviar los síntomas rápidamente.

Beber agua mientras comes

Beber mucho agua durante las comidas resulta muy efectivo para mejorar la acidez, ya que el agua diluye la acidez de los jugos gástricos. Procura tomar pequeños sorbos de agua durante las comidas, no es necesario que tomes más cantidad, sino que el agua que tomes normalmente, la dividas en pequeñas tomas mientras comes.

La patata hervida o asada

La patata ayuda a mejorar la acidez de estómago, siempre que la tomes hervida o asada. Las patatas fritas en cambio, dan más acidez así que deberás evitar tomarla así. En ningún caso debes tomar patata cruda, ya que puede resultar tóxica.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.