Pilates para embarazadas: Beneficios, consejos y precauciones

Pilates para embarazadas

El pilates ha llegado a nuestra vida para quedarse, desde hace algunos años, millones de mujeres en todo el mundo practican esta rutina de ejercicios para mantenerse en forma. Este deporte es altamente recomendado en casi todos los casos, incluyendo a mujeres embarazadas. No obstante, como ocurre con cualquier tipo de deporte, es muy importante que tomes una serie de precauciones antes de lanzarte a ello.

Especialmente si estás embarazada, es fundamental que antes de practicar cualquier tipo de deporte, hables y pidas consejo a tu ginecólogo. Además, para practicar pilates con toda la seguridad, es necesario que cuentes con la ayuda de un profesional. De esta forma, podrás hacer deporte y mantenerte en forma durante tu embarazo, pero eso sí, sin poner en riesgo tu salud ni la de tu bebé.

En qué consiste el pilates para embarazadas

El pilates es una rutina de ejercicios que combina el entrenamiento físico, con el mental. A través de diferentes posturas y el control de la respiración, se pretende mejorar la estabilidad física, aumentar la fuerza y el equilibrio. El objetivo del pilates es, fortalecer la musculatura a través de movimientos suaves y de bajo impacto. Por otra parte, el control de la respiración durante los movimientos, ayuda a mejorar el estado emocional con el que se consigue un estado de relajación.

En el caso del pilates para embarazadas, los movimientos se centran en la zona abdominal, lumbar y pélvica. Es decir, las zonas del cuerpo que más sufren durante el embarazo. Estos movimientos ayudan a mejorar la musculatura y prevenir lesiones como consecuencia del aumento de peso. También es un deporte muy recomendable para embarazadas, ya que el control de la respiración es fundamental a la hora del parto.

Los beneficios del pilates para embarazadas

Beneficios del pilates para embarazadas

El principal beneficio que obtendrás al practicar pilates durante tu embarazo, es que podrás fortalecer tu musculatura con una actividad de bajo impacto. Al fortalecer la musculatura de zonas como tu espalda, el abdomen o el suelo pélvico, se reducirán las molestias más comunes de esta etapa.

Estos son algunos de los beneficios de esta rutina de ejercicios:

  • Tonifica la musculatura de la pared abdominal y del suelo pélvico. Trabajar estas zonas con ejercicios específicos, es fundamental para mantener una buena salud tras el parto. Para mejorar la salud de tu suelo pélvico, puedes combinar el pilates con los ejercicios de Kegel.
  • Mejorar la circulación de la sangre. Así podrás evitar sufrir la retención de líquidos en los pies y las piernas, tan común en esta etapa.
  • Aprenderás a controlar la respiración. Durante el parto, controlar la respiración es fundamental para el bebé, pero también para poder aliviar las molestias de la dilatación.

Desventajas y precauciones

Pilates dirigido para embarazadas

A pesar de ser uno de los mejores deportes y más recomendados para embarazadas, el pilates no está exento de riesgos. Por este motivo es fundamental que acudas a tu médico previamente, y que además, realices el ejercicio de la mano de un profesional. Te en cuenta que en tu estado no debes realizar determinados movimientos, por ello, el especialista preparará una rutina específica para ti.

El pilates para embarazadas no está recomendado en los siguientes casos:

  • Si necesitas mantener reposo absoluto durante tu embarazo
  • En el caso de existir riesgo de padecer placenta previa. En este enlace te dejamos más información sobre esta complicación durante el embarazo.
  • Si durante tu embarazo sufres episodios de hemorragias
  • En el caso de que padezcas de hipertensión
  • Para mujeres que presentan problemas cardíacos

En la mayoría de los casos, el pilates resulta muy beneficioso para las embarazadas, pero también para recuperarte una vez que tengas a tu bebé. Este deporte de bajo impacto te ayudará a fortalecer la musculatura y tu físico se verá más fuerte y saludable. Pero también notarás los efectos en tu postura, en tu estado emocional ya que la práctica del pilates te ayuda a relajarte y además, mejorarás la salud de tu suelo pélvico, fundamental tras el embarazo y los daños causados en el parto.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.